5 consejos para deshacerse de la adicción al teléfono

Para hablar de la adicción al teléfono hay que plantearse lo siguiente: ¿Comprueba constantemente el nivel de carga de la batería de su teléfono móvil? ¿Eres hiperactivo en las redes sociales y pasas noches en Internet? ¿No puede conciliar el sueño sin actualizar las aplicaciones en su teléfono inteligente?.

Si se ve afectado por una adicción al teléfono celular, aquí le mostramos cómo superarla.

Sin duda, las innovaciones tecnológicas han cambiado nuestras vidas. Además, ¿quién hubiera imaginado antes de su aparición en el mercado general que el teléfono inteligente se convertiría en nuestro compañero de viaje diario? Ha revolucionado tanto nuestras vidas que a veces parece difícil deshacerse de él.

Identidad y presencia en las redes sociales, ansiedad de no ser accesible, necesidad de estar conectado y poder leer tus correos electrónicos con regularidad. Pero esta herramienta La comunicación también ha creado una nueva neurosis. La adicción al teléfono móvil se llama nomofobia. ¿Como pelear?

¿Cómo deshacerse de la adicción al teléfono?

Cualquier tipo de adicción, la adicción al teléfono se desarrolla para aliviar la angustia psicológica. 

El celular sobre todo usado en exceso se convierte en una extensión de uno mismo y logra satisfacer esta carencia. Sin embargo, si hay demanda es porque ya somos conscientes de que existe un abuso.

¿Has decidido hacerte cargo de ti mismo? Aquí hay algunos consejos que lo ayudarán a deshacerse de esta adicción a su teléfono inteligente.

Nunca digas «no debo» 

Cuando uno se compromete a hacer algo, la expresión de motivación refleja la personalidad y la capacidad para triunfar. 

Evite cualquier tentación de consultar su teléfono

Para deshacerse de esta obsesión por los teléfonos inteligentes (adicción al teléfono móvil):

  • colocar los iconos de la aplicación en la segunda o tercera pantalla
  • configurar notificaciones para que dejen de ser visibles, o incluso desactivar las no imprescindibles (juegos, redes sociales, etc.)
  • apaga el dispositivo por la noche
  • especialmente mantenlo a distancia

Algunos teléfonos ofrecen un modo «No molestar «, que se puede activar de forma manual o automática durante ciertos intervalos de tiempo. También podrías usarlo.

Cuando las circunstancias lo permitan, filtre las llamadas y los SMS restringiéndolos a su círculo íntimo.

Salga del «bucle divertido» y evite verificaciones interminables para evitar la adicción al teléfono

«Voy a revisar rápidamente mi teléfono» solemos decir, y después de una hora, después de haber leído sus correos electrónicos, chequeado Twitter, Facebook, LinkedIn e Instagram, todavía parece necesario releer los últimos mensajes y revisar las últimas publicaciones en redes sociales. ¡Entonces empieza una y otra vez! Esto se llama «bucle divertido«.

Imponga una «regla de parada» para romper definitivamente este círculo vicioso.

Controlar el tiempo dedicado a cada una de las aplicaciones permite darse cuenta, de un vistazo, del tiempo invertido y darse cuenta de que «unos minutos» se convierten rápidamente en largas horas. ¿Por qué no programar una alarma para controlar el tiempo?

Si duda de cuánto tiempo pasa en la pantalla, algunos sistemas operativos y aplicaciones de teléfonos le permiten ver el tiempo que pasa en la pantalla. Por ejemplo, en iOS (Apple) o Android, vaya a «Configuración», luego seleccione «Batería», y haga clic en la lista de aplicaciones o en el icono del reloj … ¡Muy informativo!

Sustituye un buen hábito por el malo

No perseguimos los malos hábitos, ¡los reemplazamos por buenos! Es lo mismo para evitar la adicción al teléfono inteligente.

Una forma radical de no dejarse tentar constantemente y leer más

Eliminar aplicaciones después de la consulta, lo que les obliga a descargarlas nuevamente cada vez, rápidamente se vuelve más que molesto. 

Y como no siempre estás en casa con un libro en la mano, instala permanentemente (para este) una aplicación de lectura como Kindle en la pantalla principal del dispositivo. 

Así, al abrir tu smartphone, en lugar de descargar Twitter por enésima vez, será más fácil acceder a los libros digitales y se evita crear la adicción al teléfono.

¡Sal con amigos, haz actividades y olvídate del teléfono!

Cualquier vínculo social cobra sentido cuando no se reduce a lo virtual, de ser así estaríamos hablando de la adicción al teléfono.

Para lidiar con la nomofobia, sal con tus amigos y deja tu teléfono en el bolso o en el bolsillo del abrigo. Al mismo tiempo que permanece accesible, esto le permite aprovechar el tiempo dedicado a sus seres queridos, para fortalecer o incluso recrear vínculos, pero también para romper con esta dependencia que impacta en la vida social y profesional.

Es obvio que las revoluciones tecnológicas que vivimos están provocando grandes trastornos, tanto sociológicos, relacionales como conductuales.

Pero no olvidemos que los teléfonos, tabletas y computadoras son solo herramientas y como tales, podemos estar en plena posesión de nuestros medios y decidir nuestra forma de vida. Así que recuerde que tiene el «derecho a estar ausente» y el «derecho a ser desconectado».

Please follow and like us:

Deja un comentario